De manos del gobernador del Quindío presidente de Honduras se convierte en embajador del Paisaje Cultural Cafetero, PCC

Por su constante defensa de los caficultores, que demuestra la admiración, respeto y el afecto hacia el sector, el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández Alvarado, recibió de parte del gobernador del Quindío, Carlos Eduardo Osorio Buriticá, el botón como embajador del Paisaje Cultural Cafetero, PCC.

“Es un honor hacer una vocería en representación del departamento para un mandatario que quiso conocer de primera mano el territorio donde se produce uno de los mejores cafés del mundo”, señaló el gobernador de los quindianos.

Precisó que para el departamento es muy satisfactorio que desde otros países se quiera conocer el proceso del cultivo del café y la cultura a su alrededor, sumado a la experiencia de turismo generada de este producto emblemático colombiano.

La distinción al presidente hondureño le fue otorgada en concordancia con sus manifestaciones durante la visita a tierras cafeteras, donde junto a su equipo de gobierno expresó que adaptará su experiencia a política y practicas hondureñas orientadas al desarrollo de un turismo con respeto por lo naturaleza, social, cultural y rentable, así como a la generación de un alto nivel de confianza en el usuario de estos servicios.

“Debemos destacar que el presidente Juan Orlando Hernández Alvarado ha sido un ferviente defensor de los caficultores y muestra de ellos es que recientemente se pronunció en su defensa ante líderes reunidos en la asamblea de las Naciones Unidas”, agregó el gobernador.

Pronunciamiento del presidente de Honduras

Para el mandatario centroamericano comienza una nueva etapa del turismo y la economía en su país.

“Este es el comienzo de una nueva etapa del turismo y la economía hondureña”, destacó el presidente Juan Orlando Hernández Alvarado, tras conocer la experiencia del programa colombiano Paisaje Cultural Cafetero, PCC.

Su intención, según lo indicó, es llevar este modelo, que desarrolla una importante industria alrededor del cultivo del café, a la práctica en Honduras para potenciar el turismo rural sostenible.

“Estando aquí me queda la esperanza en términos de que esas transacciones de compra y venta hacia al exterior de café se puedan volver más transparentes y más directas. Me voy motivado con eso”, añadió en relación con la crisis por el bajo precio del grano.

Empresarios hondureños y colombianos, gremios y autoridades gubernamentales coincidieron en que el rubro del café y el turismo generan desarrollo y fuentes de empleo a ambas naciones para que estos mercados sean atractivos y competitivos.

También coincidieron en que es una injusticia la diferencia que hay entre el precio de una taza de café y lo que reciben los pequeños productores del grano, como planteó el mandatario hondureño en la pasada Asamblea General de las Naciones Unidas.

“Estoy muy contento de estar aquí y los felicitamos por lo que ustedes tienen. Honduras es un país pequeño, pero en términos de café tenemos una enorme riqueza y hoy enfrentamos estos temas de los precios que son tan difíciles”, apuntó Hernández Alvarado.

Dijo que es admirable como el PCC abarca las técnicas tradicionales de la arquitectura y formas de poblamiento, la variedad y originalidad de las manifestaciones culturales, la incomparable riqueza natural y biodiversidad de la región, el equilibrio entre la producción de un café de calidad superior y la conservación y la presencia del gremio cafetero en el desarrollo de la región.